Pollo rostizado con chipotle

Ya las hojas de los árboles se empiezan a caer, la temperatura comienza a bajar en las noches y se antoja comer cosas más calientitas. Todo esto nos dice que el otoño ya llegó, y yo encantada.

Disfruto mucho cada estación del año, y últimamente voy aprendiendo a cocinar de acuerdo con la temporada, veo que frutas/verduras hay disponibles de la estación, y además me pongo a hornear muchísimo más, no negaré que horneo mucho en verano (ya sé, nada más a mí se me ocurre, pero me encanta) pero en el otoño se presta mucho más y lo disfruto mucho más.

La receta de hoy es para usar nuestro horno, y para disfrutar de un pollo rostizado hecho en casa con un toque especial.  Es un pollo rostizado con chipotle, la receta la terminé de perfeccionar este año y al día de hoy es una de las favoritas en casa para hacer pollo.

Este pollito queda perfecto acompañado de una salsa roja (aquí les dejo la mía) y si pueden, un guacamole, así se pueden hacer taquitos.  Y lo mejor de todo son las papas que quedan después de rostizar el pollo, tienen todo el sabor del adobo y quedan crujientes por la horneada.  Acompañenlo con una rica ensalada y listo, tienen una comida completa.

Espero que lo disfruten mucho y si lo hacen no olviden contarme que les pareció.  

Pollo rostizado con chipotle

Para 1 pollo de 2.5 kg, aproximadamente 4 a 6 personas

INGREDIENTES

  • 1 pollo de 2.5 kg entero o en piezas
  • 3 papas cortadas en cuadros grandes
  • 1/4 de cebolla en trozo
  • 1 chile guajillo sin venas y semillas remojado en agua caliente por 15 minutos
  • 2 chiles chipotles en adobo
  • 2 limones
  • 1 cucharada de vinagre blanco
  • 1 hoja de laurel 
  • 1/2 cucharadita de orégano seco
  • Sal de mar al gusto

PROCEDIMIENTO

  1. Pre-calienta tu horno a 180°C o 350°F.
  2. Saca el pollo del refrigerador 1/2 hora antes para que tome temperatura.  Secalo con una servitoalla para asegurarnos que no tenga humedad y que la piel quede doradita al hornearla.  
  3. Con mucho cuidado, vas a separar la piel de la pechuga introduciendo tus dedos suavemente.  
  4. Vas a sazonar el pollo con sal, la sal debe de ir por debajo de la piel, utiliza tus dedos para separarla y abrirte paso.  También agrega sal dentro de la cavidad de la pechuga, y sobre la piel, así como por la parte que quedara debajo.  Deja reposar 15 minutos.  Agrega también la sal a las papas y mezcla muy bien.
  5. En la licuadora coloca la cebolla, el chile guajillo sin el agua, los chipotles, el jugo de los dos limones, el vinagre, el laurel y el orégano.  Licua hasta que quede una mezcla tersa, aproximadamente 2 minutos.
  6. Agrega el adobo del paso anterior al pollo, untándolo por debajo de la piel y sobre la piel del pollo, sigue el mismo procedimiento que con la sal,no olvides también la parte que quedará por debajo y la cavidad de la pechuga.  
    • Si quieres, puedes parar aquí y dejar que el pollo se marine toda la noche en el refrigerador, si lo haces así, no olvides sacarlo con  1/2 hora de anticipación para que tome temperatura antes de meterlo a hornear.
  7. Amarra las patitas para que se hornee parejo con hilo de cáñamo especial para hornear.  Agrega las papas alrededor del pollo y el resto del adobo.
  8. Coloca el pollo en el horno y hornea aproxidamente 45 minutos por kilo. El mío tardó dos horas. Si tienes termómetro verifica que marque 74°C.
  9. Una vez horneado déjalo reposar 20 minutos y después sirve.

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Mercedes dice:

    Queda jugoso y tierno con sabor delicioso.
    Excelente receta!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s